Luego de una semana de house sitting en Oaxaca, haciendo “vida de casa”  decidimos que era tiempo de seguir camino hacia San José del Pacífico. Si hay algo que tiene esto de viajar en bicicleta es que para no perder el estado, hay que tener cierta regularidad. Una semana en una cómoda casa fue nuestra perdición.

 

plan b viajero san josé del pacifico

Camino a Ocotlán

 

El primer día de camino a la Sierra Madre habíamos decidido hacer sólo 35 km, por lo que desayunamos tranquilos y salimos pasadas las 10 de la mañana (un poco tarde para nuestro gusto)  Los primeros kilómetros los sentimos como los peores de nuestras vidas. Luego de 30 km y sin darnos cuenta, ya estábamos en Ocotlán. Nos sentamos en un banco en la plaza y nos comimos los sándwiches de milanesas de garbanzo, tomate y pepinos más ricos del mundo (todo lo que uno come en ruta, sabe siempre a gloria)

 

plan b viajero San José del Pacífico

Día nublado, ideal para pedalear

 

plan b viajero, camilo peña a san josé del pacifico en bici

Un descanso al costado del camino…

 

De estar acostumbrados a pedalear un mínimo de 70 km por día, nos sentíamos con ganas de pedalear más, por lo que seguimos camino a Ejutla.

 

plan b viajero, San José del Pacífico atardecer

Saliendo de Ejutla

 

Llegamos cayendo la tarde. A falta de cuartel de bomberos, buscamos una finca donde nos dejaran poner la casa de campaña (carpa) A la mañana siguiente retomamos ruta camino a Miahuatlán donde nos estaba esperando Eduardo, a quién conocimos por Warm Showers (El CouchSurfing especializado en ciclo-viajeros)

 

plan b viajero San José del Pacífico

Llegando a Miahuatlán

 

Un poco de viento en contra y varias subidas en curva nos la pusieron un poco difícil. A eso de las 2 de la tarde ya estábamos en el pueblo.

 

plan b viajero san josé del pacifico

Con Eduardo en Miahuatlán

 

Lo que nos encanta de quedarnos con gente local es que conoces aquellos lugares a los que de quedarte en un hostal nunca llegarás. Eduardo y su familia nos hicieron sentir parte de su familia. A la mañana siguiente antes de salir pasamos por una bicicletería a ajustar mis frenos y alinear la rueda delantera. Tanta charla y buena onda con la gente de Bici Sport, que no nos cobraron un solo peso. Nos fuimos con una gran sonrisa en la cara de Miahuatlán.

 

plan b viajero San José del Pacífico

Compartiendo al almuerzo al costado del camino

 

Los primeros 20 km fueron los más horribles de mi experiencia hasta el momento en bicicleta. Subidas largas, curvas demasiado cerradas. Teníamos que subir algo de 1000 metros en tan solo 30 km. Nos llevó todo el día, pero lo logramos.

 

plan b viajero, San José del Pacífico atardecer

Llegando a San José del Pacífico…

 

Hay momentos que viajando en bici, puedes llegar a terminar agotado. Hay momentos que piensas: “quién me mandó a hacer esto?!”. No todos los días son fáciles. Pero con que se cambie el viento y se ponga a favor o haya unas seguidillas de bajadas la sonrisa y la energía vuelven al cuerpo y te hacen recordar que por esas pequeñas cosas vale tanto la pena viajar así. No había sido un día fácil, para nada. Pero bastó ver el sol y notar que estábamos por encima de las nubes para ser felices.

 

plan b viajero, San José del Pacífico

De los atardeceres más lindo que vimos

 

La localidad de San José del Pacífico está situado en el Municipio de San Mateo Río Hondo (en el Estado de Oaxaca) a 2380 metros de altitud y con habitada por unas 370 personas.

 

plan b viajero, San José del Pacífico pueblo

En San José del Pacífico

 

Entre las actividades que se pueden llevar a cabo se encuentran las caminatas, el temazcal, o bien, una de las actividades más famosas de este pueblo que es la recolección e ingesta de hongos alucinógenos. Famoso por la Chamana María Sabina, una indígena de la etnia mazateca. Conocida como la “sacerdotisa de los hongos” que atrajo hasta el lugar donde vivió, a figuras como los Rolling Stones, los Beatles, Jim Morrison, y Bob Dylan, en plena explosión hippie. Los llamados “Niños Santos” se consumen desde hace más de 7.000 años, aunque su uso ha ido variando con los siglos. En la actualidad, esta tradición se ha unido con la religión católica y ahora se cree que esos hongos “vienen de la Madre Tierra y son el sudor del Señor depositado en la tierra para curación de todos los humanos”. Tienen como misión curar el espíritu, además de enfermedades físicas y psíquicas. Claro que en los 70 como en la actualidad, llegan muchos extranjeros al lugar para consumirlos solo con fines recreativos.

 

plan b viajero, San José del Pacífico pueblo

 

Nosotrxs no estábamos allí por esa razón, la mejor terapia para resolver heridas del alma ha sido la bici. A nosotrxs nos alcanzó con ver el sol.

 

plan b viajero, San José del Pacífico montañas

 

Nos quedamos dos noches en San José con el fin de reponer fuerzas y prepararnos para los 127 km que debíamos pedalear para llegar a Mazunte, en definitiva, para volver a ver el mar…

 

 

Algunas recomendaciones para San José del Pacífico:

 

A tener en cuenta: Hace mucho frío, el internet es bastante lento y caro. Tanto en los cafés como en el ciber la hora cuesta 10 pesos mexicanos.

Dónde comer: Sobre la carretera encontrarán tacos de hongos (no alucinógenos) por 10 pesos mexicanos.

Dónde dormir: El hospedaje nos pareció bastante caro en general, pero encontramos unas cabañas muy limpias a 100 pesos la habitación. Las pueden encontrar al costado izquierdo de Café La Montaña, por un paso peatonal con un cartel que dice: Cabañas a 50 mts. Tienen unos hongos pintados en las paredes (las reconocerán fácilmente)

 

 

Te sumas?

Nos encuentras en:

Gracias por visitarnos!